2022 es, sin duda, un año muy especial para todas las personas que formamos parte de Mendizabal. Un año cargado de simbolismo, en el que celebramos con orgullo nuestro 60ª aniversario. Seis décadas de trabajo y esfuerzo en las que hemos consolidado una marca que forma ya parte de la industria vasca.
 

En Talleres Mendizabal celebramos con orgullo nuestro 60ª aniversarioNos tenemos que remontar a 1962 para encontrar los orígenes de ‘Talleres Mendizabal’ en Zumarraga. Especializados inicialmente en la fabricación de herramientas de mano para dar suministro a una empresa de la zona, el proyecto fue creciendo y tomando la senda del decoletaje. Todas aquellas herramientas que se fabricaban llevaban incorporadas piezas fabricadas por decoletaje, lo cual abría el abanico de producción a piezas sencillas de automoción y racorería, entre otrasNuestra primera década estuvo marcada por el crecimiento del taller y nuestra capacidad de producción. En 1973 se incorporó el primer torno multihusillo, dando lugar a la creación de nuevos puestos de trabajo. 
 

No todo ha sido fácil en las seis décadas de historia de nuestra empresa. Desde la segunda mitad de los años 70 y hasta mediados de los 80, la empresa vivió momentos muy difíciles marcados por  un periodo de crisis en la industria que nos afectó tanto económica, como laboralmente.
 

El golpe supuso un punto de inflexión en nuestro enfoque industrial como fabricantes. Fue a partir de entonces, cuando la producción se orientó totalmente a la fabricación de piezas por decoletaje en tornos multihusillos para varios sectores como el de automoción, ferrocarril, electrodomésticos, hidraúlica o el sector de la construcción, entre otros. También se dieron los primeros pasos en la fabricación de tuercas autoblocantes para el sector ferroviario, actividad que fue creciendo con fuerza. En la actualidad la fabricación de tuercas ranuradas 9720 (tipo Philidas) y tuercas 9700 de muelle (tipo Clifco), representan el 50% de nuestro volumen anual de facturación.
 

Este nuevo enfoque vino acompañado de un impulso en los medios de producción e infraestructuras de la propia empresa. De esta manera, en 1996 se apostó por un traslado a unas instalaciones acordes con la dimensión que había tomado Mendizabal en los últimos años, junto a la incorporación de nuevos tornos multihusillos. Concretamente nos trasladamos a una nueva nave en el polígono Industrial Argixao, ubicación en la que actualmente nos encontramos.

 

En estos últimos 25 años, hemos consolidado año tras año nuestro firme compromiso en la mejora e innovación de nuestros procesos, mejorando y ampliando nuestras instalaciones, modernizando medios productivos, implantando nuevos modelos de gestión y apostando por la constante cualificación de todos los miembros que formamos Mendizabal.

Por este camino, hemos conseguido ser cada vez más competitivos y estar preparados para dar respuesta a las necesidades de nuestros clientes, aportando soluciones a sus problemas técnicos tanto en el campo del decoletaje y el mecanizado, como en el de las uniones atornilladas.
 

Gracias a todos los que nos habéis acompañado y continuáis de la mano en este largo camino, y os invitamos al resto a que forméis parte de esta andadura tan apasionante.

 

 

Dos décadas de mejora continua son la mejor garantía de nuestro compromiso con la calidad de nuestro servicio. En Mendizabal llevamos desde 2002 renovando el certificado de calidad de la norma ISO 9001:2015 de la mano de Lloyd’s Register.

 

Esta recertificación que hemos obtenido, revalida nuestro esfuerzo y constancia por seguir ofreciendo el mejor servicio de mecanizado y decoletaje a nuestros clientes. Orgullosos de seguir creciendo, sabemos que las certificaciones de calidad como la norma ISO 9001:2015 son fruto de un esfuerzo común por el cuidado de la calidad de lo que hacemos.
 

Compromiso con la calidad

Estar comprometidos firmemente con la calidad de nuestro servicio es uno de los pilares fundamentales de nuestra filosofía de trabajo. En Mendizabal estamos siempre a la vanguardia en lo que se refiere a medios de producción, sistemas de control de calidad y autocontrol. De la misma forma, cuidamos al máximo la profesionalidad y cualificación de nuestro equipo, sin duda otra de las claves para lograr un servicio de máxima calidad para nuestros clientes.

Descarga aquí nuestra certificación de la norma ISO 9001:2015

 

 

En una clara apuesta por garantizar una producción eficiente, competitiva y de calidad, en Mendizabal siempre hemos cuidado al máximo nuestros medios productivos. En este aspecto,  los tornos multihusillos han sido siempre una pieza clave en nuestro servicio de decoletaje. En este post os hablamos de las diferentes prestaciones que nos aportan estos equipos productivos.
 

Llevamos trabajando con tornos multihusillos desde 1973. Décadas de trabajo que nos han permitido acumular experiencia y conocimiento, fundamentales para aprovechar al máximo las ventajas que nos ofrecen en el proceso de decoletaje. 
 

Nuestro know-how nos ha permitido crecer y ser más competitivos. Garantizar siempre un servicio de primera calidad y ajustado a las necesidades de nuestros clientes, es uno de los pilares fundamentales de nuestra filosofía de trabajo. 

 

Nuestros tornos multihusillos
 

En Mendizabal trabajamos con máquinas que disponen de 6 husillos, lo cual supone 5 posiciones de trabajo de arranque de viruta y una de alimentación. Teniendo en cuenta que cada posición de trabajo está equipada con una unidad longitudinal y otra transversal, nuestros tornos nos permiten trabajar al menos con 10 herramientas de forma simultánea. Un número de herramientas al que podemos añadir incluso una operación más de pick-up.
 

Precisamente la simultaneidad en el trabajo de las herramientas, es el punto clave y diferenciador que hace que los tornos multihusillos sean equipos productivos tan competitivos.
 

El ciclo de trabajo lo marca siempre la operación más lenta de cada una de las unidades. De esta manera se reduce de manera considerable los ciclos respecto a un torno convencional o de control numérico, ya que en estos casos el ciclo final equivale a la suma de las diferentes operaciones realizadas. 


Las décadas de trabajo con tornos multihusillos son nuestro mejor aval. El cuidado y confianza que tenemos en nuestros medios de producción es sin duda una de las claves de nuestro éxito. 
 

En Mendizabal estudiamos tu caso de manera personalizada para ofrecerte siempre la opción más eficiente. Si tu proyecto dispone de alguna pieza con un lote de consumo anual superior a 10.000 unidades, ponte en contacto con nuestro equipo y te ayudamos. Consúltanos sin compromiso.